Cero impunidad a los corruptos y progreso con el Tren Maya: José Esquivel Vargas

en ACTUALIDAD

Cero impunidad a los corruptos y progreso con el Tren Maya: José Esquivel Vargas

Playa del Carmen, Quintana Roo.- José Esquivel hace honor a su sobrenombre “Chak Me’ex”, Barba Roja.

Un hombre macizo y alto que llega a la alcaldía de Felipe Carrillo Puerto con la intención de hacer la diferencia. El edil concede una entrevista a Maya Noticias, y así, con ese tono pausado que usa para hablar comienza. Recibió la administración con severas incosistencias, con cifras que no cuadraban en gastos, con chatarra vehícular como patrullas, con funcionarios que ni siquiera conocían sus funciones, proyectos inconclusos y sin soporte técnico. Así fue la administración de Paoly Perera, un caos. José Esquivel tiene 45 días desde que asumió la presidencia municipal de Felipe Carrillo Puerto, tiene mucho trabajo que hacer en uno de los municipios más pobres de Quintana Roo. Con ese tiempo, el edil explica: “este es un municipio que tiene ingresos propios muy bajos y muy baja recaudación pero tiene una buena cantidad de recursos federales para fondos e infraestructura social”. Y pronto apunta: “Hay que detonar económicamente nuestra zona, el Tren Maya es una buena oportunidad, la reserva de Sian Kaan es otra oportunidad”, se detiene por un momento, reflexiona y explica en ese tono pausado que tiene: “No hay que inventar nada en el caso de nuestro municipio, es decir, las tradiciones, las costumbres, la historia y la cultura que nos rodea será nuestro gran atractivo y nuestra fortaleza para poder a través de estos proyectos detonar económicamente la zona”.

Mando Único y seguridad

El estado de Quintana Roo atraviesa un grave problema de seguridad. la narcoviolencia ha bañado de sangre al norte del estado. Pero Felipe Carrillo Puerto está al centro del estado, a pesar de su geografía alejada de la zona del conflicto, en este municipio también se han reportado algunos crímenes. Jose Esquivel Vargas explica que en Felipe Carrillo Puerto “no es un problema complicado la segurida” y añade: “vivimos en cierta paz comparada con las demás partes del estado”. Esa paz le ha jugado en contra al municipio, y Esquivel Vargas explica: “En nuestro caso, recibí tan sólo dos patrullas para todo el municipio, y estamos compitiendo contra eso: contra la falta de capacitación, la falta de atención en el tema de Seguridad Pública y es algo que estamos retomando en estos primeros 45 días”. El presidente municipal dice que estos días han sido de “exploración” y advierte: “sin duda a partir del 1 de enero será un gobierno con rumbo, como lo he dicho antes, pero con un presupuesto. Ahora hay una Ley de Ingresos y de Egresos elaborada por nosotros y dirigida primero a atender las necesidades sociales y después a resolver el problema económico detonando la zona”, explica. Para José Esquivel, el Rojo, la opción en seguridad sí es el Mando Único que se propone a nivel estatal. “Si así se indica o sí así se tiene que hacer en Quintana Roo, nosotros, en Felipe Carrillo Puerto no vemos ningún problema”. Esquivel Vargas dice que cuenta con elementos de toda su confianza: “Hoy en día la policía municipal se maneja sin ningún problema. Es gente de confianza, es gente que conoce la zona. Tengo un director con 20 años de experiencia en este tema, y hasta ahora la situación se maneja en paz en Felipe Carrillo Puerto”.

Paoly Perera. Ni perdón ni olvido

El empresario es claro. Lo dice tajantemente: No habrá casos como el de los Duarte, Rosario Robles u otros que buscan quedar impunes. “No habrá impunidad para la administración anterior. En los siguientes días que tengo para terminar en tiempo y forma todo lo que encontramos en este proceso de entrega-recepción. Tengo quince días más para hacer mis observaciones y en su momento deslindar responsabilidades”, expone. Y añade: “Vivimos en un municipio de 80 mil habitantes, todos nos conocemos. Soy dueño de un hotel y un restaurante. Sigo siendo su dueño pero si en tres años tengo diez hoteles y diez restaurantes difícilmente podría ser algo logrado de manera lícita. Entonces me pongo de ejemplo a mí mismo para que los demás se pongan la camiseta”, explica. Su voz sigue siendo pausada pero enfatiza: “En nuestro municipio se vive una pobreza a la vista. Algunos servidores que tienen la oportunidad de cambiar las cosas y hacer que estos niveles de pobreza disminuyan y las posibilidades de desarrollo crezcan, pues no lo hacen y lo único que crece son las fortunas de los gobernantes en turno. Eso es muy evidente”. Y nuevamente enfatiza: “Se puede demostrar judicialmente hablando, hacendariamente hablando los ingresos de una persona para obtener lo que hoy en día tiene, y es ahí donde podríamos determinar claramente de que han sido con recursos obtenidos de manera ilícita”. José Esquivel aclara que no es venganza de nada y que su papel no es ser juez, sino simplemente es ser autoridad: “Mi trabajo es señalar, no meterlos a la cárcel ni irlos a buscar.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

*